Según el Poder Judicial, Cataluña es el territorio que sufre más desahucios

El viernes se hicieron públicos los datos sobre desahucios del primer trimestre de 2020 y Cataluña sigue liderando el «ranking de la vergüenza»

Hoy martes 7 de julio, desde la PAH arrancamos nueva campaña para exigir al Gobierno de coalición de PSOE y Podemos, un Real Decreto Ley urgente que ponga fin a todos los desahucios, sean por hipoteca, alquiler o empleo, con una moratoria, mínimo hasta el 31 de diciembre de 2021. Un cambio legal que podrían aprobar de manera casi inmediata y que serviría de verdadera escudo social, en esta nueva normalidad postconfinament, que agrava el número de familias vulnerables con riesgo de perder su vivienda.

Los datos sobre desahucios al primer trimestre de 2020son escalofriantes: 9.659 desahucios en todo el Estado. Además, sabiendo que en realidad, son tan sólo dos meses de desahucios en activo debido a la Covidien-19, constatación que nos alarma y pone sobre la mesa la necesidad del Decreto que estamos exigiendo hace semanas al Gobierno.

Una vez más y como es habitual, Cataluña lidera el ranking de la vergüenza con 2.178 desahucios, el 22,5% del total, de los cuales, 1.571- el 72,1% – se deben a impagos de alquiler.

Datos alarmantes que evidencian lo que hace tiempo que denunciamos y exigimos las PAHs Catalanas a la Generalidad y los Ayuntamientos: hay contundencia para hacer efectiva la Ley 24/2015 y detener la curva de los desahucios de forma urgente , si queremos que nuestra ley realmente cumpla con los objetivos por los que nació y fue aprobada por unanimidad en el Parlamento en 2015, después de mucha lucha y esfuerzo y una vez recuperada del intento de enterrarla por parte de la banca y el PP. 

Por si fuera poco, recientemente el Partido Popular ha vuelto de nuevo a la carga y ha interpuesto un recurso de inconstitucionalidad contra la ampliación de nuestra Ley, a través del Decreto 17/2019 , conseguida hace tan sólo un meses , demostrando de nuevo, que los poderosos no desisten y la quieren atacar de nuevo. Por suerte, el «partido de la banca» tan sólo es un grupo parlamentario en el Congreso y su recurso no la suspende.

Advertimos públicamente que nosotros seguiremos como siempre, junto a las familias y en las puertas y realojando familias desahuciadas para evitar esta vulneración cotidiana y escandalosa de derechos humanos. Así como frente a los especuladores y que los protege, exigiendo el cumplimiento de los cambios legales conseguidos o los nuevos que hagan falta -como la moratoria estatal de desnonaments-, hasta hacer realidad para todos el Derecho a la vivienda.

Sólo así tendremos un país libre de desahucios que ponga fin a la especulación con la vivienda y movilice los pisos vacíos en manos de la banca y los fondos buitre para dar respuesta a las familias desahuciadas. No vamos a parar hasta conseguirlo.

Deja un comentario